9 abril, 2013 | Escrito por Mar Chorda
Recomendar1,"og_object"

Os mostramos algunos consejos para que conozcáis mejor la capital francesa.

En primer lugar, el clima en Francia es muy variable. Los inviernos son muy fríos y en verano hace calor, pero no a temperaturas insufribles. Es por ello que la mejor época para visitar París es en primavera, donde podréis disfrutar de estancias en los parques de la ciudad.

En París es ideal moverse con el histórico y comodísimo metro, con toda las estaciones coloridas y construida basada en el arte que domina la ciudad. Cuenta con dieciséis líneas y unas trescientas paradas. http://www.ratp.fr/

Paris

Por su parte, el horario comercial de París es el siguiente: de 09.00 a 19.00 ininterrumpidamente. Normalmente también los domingos las tiendas permanecen abiertas dependiendo eso sí, del barrio y zona del año de la que se trate.

París es la ciudad de la sorpresa, donde existe un espacio para cada persona y nacionalidad. A lo largo y ancho de un kilómetro podréis encontrar el grand boulevard, las calles de la alta moda y peluquerías africanas. Es por ello que debéis tener en cuenta antes de visitar París, que es una ciudad con un nivel alto de realidad cosmopolita. Uno de los rasgos de dicha multiculturalidad es, por ejemplo, la presencia de la mezquita de París, la más grande de Francia y la segunda de Europa.

En cuanto a la gastronomía, es sabido que los franceses son famosos por conquistar con el estómago. Entre sus especialidades destacan la fondue, escargot, canard, foie gras, todo ello acompañado de prestigiosos vinos y champagnes franceses.
f2

 

Os recomendamos que, dada la cantidad de museos que existen en París, os compréis alguna tarjeta en la que se incluyan varios pases para visitarlo, así os saldrá mucho más barato contemplar la París artística.

7) Es conveniente que acudáis pronto a los lugares turísticos, ya que en caso contrario, sufriréis colas interminables. Mucho ojo también con los carteristas, que en una ciudad tan famosa, hacen su particular agosto.

8) En París, todos los turistas pagan un impuesto llamado “tax de séjour”, que se verá reflejado cuando os llegue el momento de reservar una habitación en un hotel. La cantidad oscila entre € 0,20 a € 1,50 por día. No obstante, preguntad antes y que os informen de a cuanto oscila la tasa, para evitar fraudes.

9) Los precios de los menús de restaurantes suelen incluir el 10 o el 15 % para el servicio de propinas.

10) Un último consejo: a la hora de disfrutar del buen ambiente que se crea en los cafés de París, no os sorprendáis si os lo cobran mas caro si os sentáis que si os lo tomáis en la barra.

cafe

Bon voyage.

Deja tu comentario